martes, 31 de marzo de 2020

Doce Reglas para la Cuarentena - Maximiliano Loria

Doce Reglas para la Cuarentena
Maximiliano Loria


Ante una situación que roza lo trágico como la que estamos afrontando, tenemos la obligación de intentar escrutar la realidad y de alzar la voz, aun a riesgo de que cometamos algún yerro y se nos critique. Si alguno nos refuta, habrá tenido antes que detenerse a pensar, lo cual es ya una ganancia para todos.


[La Capital / CP] Los filósofos no damos simplemente consejos sino que invitamos a otros a reflexionar. Y ante una situación que roza lo trágico como la que estamos afrontando, tenemos la obligación de intentar escrutar la realidad y de alzar la voz, aun a riesgo de que cometamos algún yerro y se nos critique. Si alguno nos refuta, habrá tenido antes que detenerse a pensar, lo cual es ya una ganancia para todos.

El mundo de hoy busca soluciones rápidas, sacarse velozmente de encima los problemas a fin de poder retornar, aún más rápidamente, a la distracción. Pues a nadie se le oculta que, si vivimos, vivimos para la diversión. Cuando impartía clases en la escuela media, siempre decía a mis estudiantes que ellos habían trastocado el orden de las cosas. Para la mayor parte de ellos, el trabajo escolar era, precisamente, aquello que venía a interrumpir el perpetuo recreo en el que aspiraban a instalarse. Yo los amonestaba diciendo que, en realidad, la cosa era al revés: la pausa era en realidad aquello que les permitía recobrar fuerzas para el estado de trabajo que juntos debíamos abordar, si es que deseábamos vislumbrar algo de la alegría propia del aprendizaje. Demás está decir que nunca comulgué demasiado con los pedagogos de moda que dicen que los chicos tienen que divertirse mientras aprenden y que es preciso hacer un juego de todo acto educativo. La adquisición de la ciencia es algo hermoso pero arduo. Los jóvenes, claro está, tenían sus motivos para exigir su recreo eterno, pues los medios que ellos masivamente consumen no suelen pregonar otra cosa que la búsqueda de dispersión, mediante el consumo de bienes materiales y placeres corporales.

En síntesis, el coronavirus vino a interrumpir nuestro perpetuo recreo y nos puso, cual añejo maestro, a todos en penitencia, llamados a reflexionar en un rincón del aula (jaula) de nuestra propia casa. Entonces, ¿qué podemos hacer ahora?, ¿qué tenemos que pensar en esta clausura que Dios o el destino nos han inexorablemente impuesto? Si bien no hay soluciones existenciales mágicas, pueden señalarse algunas verdades que la tradición filosófica y religiosa occidental ha sabido rumiar a lo largo de los siglos. Claro que no es sencillo ponerlas en práctica, porque de la cabeza al corazón (del saber al saber vivir), existe, en ocasiones, una gran distancia. Y es necesario reconocer que los afectos dominan mayoritariamente nuestra conducta. De aquí que, como nos enseñó Aristóteles, sea tan importante sentir lo que es debido, cuando es debido y del modo en que es debido.

He aquí mis doce iniciativas para pensar y hacer en esta cuarentena:

1.- Procura organizarte una rutina: es verdad que a veces los programas demasiados rígidos nos agobian, sobre todo cuando no están concebidos de manera realista, es decir, cuando pretendemos hacer más cosas de la que en verdad podemos. Pero la indecisión respecto a “qué voy a hacer ahora” puede constituir una gran fuente de angustia.
 
2.- Si tienes a cargo hijos, ordena sus tiempos pero respeta sus espacios y no los sobre-exijas. Haz que los niños colaboren en las tareas domésticas y cumplan sus obligaciones escolares pero no pretendas tener absolutamente todo bajo control. Deja que ellos exploren también sus propias maneras de vivir con naturalidad este encierro forzado.
 
3.- Dedica un tiempo a encontrarte contigo mismo. El ritmo vertiginoso por el que transcurre la vida en nuestras sociedades nos hace estar permanentemente fuera de nosotros mismos. Hemos de llegar a ser amigos de nosotros mismos y esta es una buena oportunidad para comenzar. Recuerda que la amistad procura anclarse en la verdad y no en el autoengaño. Aunque pueda ser doloroso, mírate con sinceridad ya que este es el primer peldaño para el crecimiento.
 
4.- Si puedes, no hagas muchas cosas a la vez. El multitasking es alabado como una virtud en nuestro tiempo, aunque es en verdad algo que nos genera inquietud. Haz lo que haces; aplícate con toda tu inteligencia y afecto solamente a una tarea y procura disfrutar de ella. Que en el fruto de lo que haces pueda verse reflejado tu propio espíritu, y que no sea simplemente algo más. Es preciso hacer de manera extraordinaria lo ordinario.
 
5.- No te angusties pensando en el mañana. A cada día le vasta su afán. Lo que hoy estamos viviendo puso de manifiesto nuestra vulnerabilidad y la vanidad de muchos de nuestros proyectos y programas. Si tienes fe sabrás que todo tiende al bien de aquellos que aman a Dios y que ni un solo cabello cae de tu cabeza sin que el Padre lo permita. Si no tienes fe, resulta a todas luces absurdo preocuparse por lo que no está bajo tu control y dejar de atender lo que ahora nos demanda y ocupa.
 
6.- Escucha y valora a quienes están a tu lado. No hay nada más maravilloso que experimentarse escuchado y amado. Practica, pues, el reconocimiento con aquellos que convives o están próximos a ti. Verás cuanta mayor alegría hay en el dar (el propio tiempo, la propia vida) que en el estar todo el tiempo queriendo ser objeto de atenciones y mirándose el propio ombligo.
 
7.- No te contamines con exceso de información. Sobre-informarse es como comer múltiples cosas y a toda prisa. Uno queda luego como indigesto y asqueado, sin aprovechar para la propia nutrición nada de lo que ha consumido. Recuerda la distinción entre informarse y formarse. Selecciona cuidadosamente aquello que ves, escuchas o lees, de modo tal de poder ir conformando una síntesis adecuada y lúcida de todo lo que acontece. Piensa eso de que, para novedad, nada mejor que los clásicos. Les recomiendo la «Consolación de la Filosofía», aquella obra cumbre que Boecio escribió mientras se encontraba preso aguardando pacientemente su momento. Y otra contemporánea de un filósofo no creyente: «La felicidad desesperadamente», de André Comte-Sponville.
 
8.- Recurre a la oración. Si eres creyente, habla con Dios, desahoga ante Él tu corazón, cuéntale de tus miedos y pídele por tus esperanzas. Pero hazlo con confianza, en la certeza de que serás escuchado. ¡Ojo! Ser escuchado no equivale a que se cumpla todo aquello que pides. Bueno es Dios que no nos da siempre todo aquello que le pedimos a fin de darnos aquello que le pediríamos si nuestro corazón fuese más semejante al suyo. Si piensas que Dios es malo, díselo también, pídele explicaciones y ábrete a la escucha, pues Él te hará comprender el motivo de muchos acontecimientos dolorosos. Y si no crees, no te afinques en el absurdo; no te encierres en tu propia angustia. No eres fruto del azar, ya que cada uno de nosotros ha sido pensado desde toda la eternidad por un motivo. No somos de la noche ni de las tinieblas.
 
9.- Juega con tus hijos. Tómate un tiempo para lo lúdico, para aquello que no es algo útil, un medio para obtener otra cosa. El juego, cuando uno se entrega a él, nos regresa al tiempo de la infancia, a aquel tiempo en el que solo nos preocupaba cuál iba a ser la próxima diversión. Sé como niño por un rato y descansa en la convicción de que todo aquello que acontece, aunque de momento no podamos entenderlo, es, en realidad, lo mejor. Juega, haz ese ridículo baile frente a los que amas; canta fuerte esa fea canción de los ochenta para que todos en la casa pidan a gritos que te calles; ensaya la vuelta carnero en calzoncillos y verás como el dolor se mitiga, al menos por un instante.
 
10.- Ten la humildad de pedir perdón. Si has sido rudo o egoísta; si fuiste necio o injusto; si no has sido fiel o has desatendido a quienes en verdad amas. Ten el valor de afrontar las cosas. Subsana los vínculos heridos mientras tienes tiempo. El coronavirus seguramente pasará, pero hoy tienes la oportunidad de arrepentirte y restablecer la paz de tu alma.
 
11.- No pierdas en absoluto la esperanza. Hay un mañana para cada uno de nosotros. El dolor, la enfermedad y la muerte, en absoluto tienen la última palabra. La oscura tormenta pasará y lo importante es que hayamos aprendido algo de ella. Propónete no ser el mismo luego de esta prueba. Que lo urgente deje de desplazar siempre en tu vida a lo necesario. Que lo superficial no siga tomando el espacio de lo importante. Y sobre todo, comparte lo que no necesitas con aquellos que menos tienen. Lo que te sobra, en verdad, no es tuyo.
 
12.- Sé agradecido. Muchas personas se han desvelado seguramente para que tú hayas llegado a ser lo que eres. No esperes que falten para darles gracias. La persona agradecida no se envanece, porque sabe que mucho de lo que es, se lo debe al auxilio de otros. Anda, di gracias mirando a los ojos. Llora de emoción por lo que has recibido. Ser agradecido posibilita concebir la vida como una donación. Pon al servicio del bien común aquello que eres. Todos tenemos un talento para dar. No derroches tus capacidades y energías persiguiendo cosas superfluas. Ama y descansa en aquellos que te aman.
 
Buena cuarentena.








12 comentarios:

  1. Francisco convoca a un sínodo de forma tal de permitir el sacerdocio de hombres casados y la ordenación de mujeres como sacerdotes empezando por el diaconado femenino y, tal vez, por los temores a que Benedicto sea presentado como el verdadero papa llegan a un acuerdo. Se trata de un mal acuerdo porque Francisco no renuncia a su naturaleza y vuelve siempre al ataque contra la Santa Misa del Orden Extraordinario y a favor del diaconado de mujeres mientras hace guiños a derecha e izquierda a conservadores e integristas y, también, a los progresistas católicos.

    ResponderEliminar
  2. Por una parte, Francisco forma una Iglesia reformada nacional por medio de un acuerdo secreto con China, la Iglesia católica reformista y comunista china que depende del gobierno comunista para la elección de obispos y que da como resultado una persecución de los católicos no comunistas en China y pronta a separarse de Roma, aquí Francisco ha formado una Iglesia católica reformista china separada de Roma salvo en las formas y a la cuál Roma debe aceptarle todo y, también, al gobierno chino Roma debe aceptarle cualquier persecución contra católicos y cualquier acto para no generar una separación de la nueva Iglesia reformista católica y comunista china de este pontificado, pero ¿para qué sirve una Iglesia en tales condiciones? Eso no le preocupa a Francisco pues si uno se cae debe levantarse y seguir avanzando o, como decía Goethe, no hay nada peor que la ignorancia activa.

    ResponderEliminar
  3. Por otra parte, Francisco les permite a los alemanes la formación de una Iglesia reformista católica alemana por un sínodo llevado a cabo hasta el año 2022 y pronta a separarse en lo económico, moral y doctrinal de Roma, la Iglesia católica de Alemania le hace la guerra a la Iglesia de Roma y el papa la deja actuar, ha llegado a un acuerdo para permitir que se separen los alemanes reformistas si quieren separarse y a partir del año 2022 iniciar un sínodo sobre sinodalidad, supuestamente, para evitar separaciones de otras Conferencias Episcopales Nacionales (las Conferencias Episcopales son creaciones del CVII) y sus Iglesias de países del norte de Europa como Austria, Suiza, Holanda, etc. que están observando el resultado de la guerra alemana contra la Iglesia universal para seguir sus pasos,

    ResponderEliminar
  4. Francisco piensa que puede haber unidad sin doctrina, no aprecia la teología y cree que la moral debe ser de acuerdo con el país siendo la única unidad de la Iglesia para Francisco la figura del papa, piensa Francisco que en ello se equivocaron los protestantes pero que la reforma protestante está bien y cree que no necesita la unidad de la religión y de la moral para hacerse obedecer, aquí mostrando lo erróneo de esa creencia aparece la desobediencia de la Conferencia Episcopal Alemana y del sínodo alemán pero Francisco no ve el error, él cree que dejando a las Iglesias de forma pastoral elegir qué pecados son pecados, la moral y la doctrina según los gustos de su pueblo se mantendrá la unidad de la Iglesia católica aunque más no sea de manera formal y decorativa y podrá recibir el Vaticano algunos ingresos que no recibiría de oponerse de forma tajante al sínodo alemán, Francisco fomentará las reformas y creerá poder mantener un papado fuerte, por lo menos, en los países latinos y más decorativo en los otros países y así no será ni se verá como el destructor de la Iglesia católica por lo menos en lo formal, no tiene en cuenta que la Iglesia terrenal jerárquica le teme pero no le ama y que al verlo derrotado no querrá compartir esa derrota, esto está descripto en el Apocalipsis de San Juan como dar muerte a la mala mujer y repartirse sus vestimentas, Francisco sabe porque le han llegado comentarios y porque los ha leído que la reforma siempre genera división y que el protestantismo dio lugar a 30.000 religiones e iglesias separadas pero confía que el escorpión del progresismo católico una vez permitida la creación de Iglesias nacionales permanecerá en lo formal en comunión con Roma y bajo su papado, no se da cuenta de que aún cuando algunos progresistas alemanes quisieran reconocerlo como papa la misma reforma implementada llevará a que la autoridad de la Conferencia Episcopal Alemana sea superior a la del papa y el papa reinará pero no gobernará en la Iglesia alemana, pero el NOM tiene otros objetivos y pronto destruirá a la Iglesia católica reformista alemana generando divisiones en Ella pues sus ingresos dependen del gobierno y el gobierno depende del NOM, los puestos jerárquicos de la nueva Iglesia serán ocupados por no católicos y masones, todo ello, se deberá a la falta de una doctrina y moral que la unifique, a las ambiciones de los hombres de la Iglesia alemana y los propósitos de destrucción del NOM que como el escorpión no renuncia a su naturaleza.

    ResponderEliminar
  5. Aceptamos que los hijos de la oscuridad son más astutos que los hijos de la luz, pero dentro de los hijos de la oscuridad los más malvados son más astutos que lo que son menos malvados, se da un orden de traición según el orden de maldad, los católicos que no son astutos como serpientes y sencillos como palomas, son los primeros en caer, luego, siguen los católicos progresistas, luego, lo serán los masones, luego, caerán las Organizaciones secretas superiores, luego, el Anticristo y el falso profeta y, por último, el demonio los últimos vencidos por su propia maldad y por el Bien.

    ResponderEliminar
  6. Por otra parte, los católicos conservadores como Müller y Schneider confían en que Francisco seguirá sus consejos de evitar la división de la Iglesia católica en distintas Iglesias nacionales creadas por las Conferencias Episcopales Nacionales a través de sínodos y que en 2022 el sínodo sobre el camino sinodal no habilitará a los sínodos a crear sus propias Iglesias y religiones o que podrán presionar a Francisco para que saque una declaración final contraria a la decisión del sínodo si este propone desunir a la Iglesia terrenal una declaración correcta como sucedió en Amazonia pero mientras tanto el pontificado de Francisco y el tiempo juegan a favor de la reforma y la existencia de un sínodo sobre sínodos indica que el camino sinodal está siendo habilitado por omisión por Francisco primero por su posición con respecto a la Iglesia alemana dejándola hacer hasta el 2022 una religión e Iglesia diferente

    ResponderEliminar
  7. y, segundo, indicando que el camino del sínodo es valido por medio de un sínodo sobre el camino sinodal en 2022 es decir que el sínodo se reglamentará a sí mismo y establecerá el poder de los sínodos, lo lógico es pensar que quienes participen ampliarán las facultades del sínodo ya que cualquiera pensaría que se dan su reglamentación a sí mismos de manera democrática y no por la autoridad del papa o de la Iglesia o que ellos representan tal autoridad que les corresponde a ellos establecer sus límites.

    ResponderEliminar
  8. Por supuesto, maldito el que pone su confianza en los hombre dijo el Señor. Schneider y Müller y toda la jerarquía de la Iglesia han dejado hacer a Francisco lo que quiso hasta el momento actual y le van a permitir seguir haciéndolo y en sus pecados por omisión y en las mentiras que se dicen a sí mismos y a otros de que todo esto va a salir bien y que no va a redundar en la destrucción de la Iglesia se mienten y mienten, toman el escorpión que no renuncia a su naturaleza, en sus manos, y esperan ingenuamente que no los pique y mueran.

    ResponderEliminar
  9. Por otro lado, el NOM cree que va a construir un poder del cuál podrá beneficiarse una vez destruida la Iglesia católica ya no tendrá más que organizar el gobierno mundial pero el gobierno mundial no será lo que el NOM espera porque al frente estará el Anticristo que usará al falso profeta y que gobernará de manera tiránica la tierra durante 3 años y medio, en ese tiempo, los hombres querrán morir y no podrán, el NOM será picado por el escorpión al poner en manos del Anticrito todo el poder terrenal y el gobierno del Anticristo será un gobierno tiránico que no dejará lugar para segundas figuras ni se ocupará de otra cosa que no sea la persecución y la perdición de los hombres, los miembros del NOM se adaptarán y lo sufrirán y al final serán vencidos por Cristo en su segunda Venida.

    ResponderEliminar
  10. La Iglesia reformista católica alemana muy posiblemente después de separarse de Roma entrará en tratos con otras Iglesia y religiones diferentes sobre la base de un falso ecumenismo para formar un culto universal que sirva de arquetipo a la religión y a la Iglesia universal que será la Segunda Bestia que sale de la tierra en el Apocalipsis y al entrar en tratos con otras religiones deberá incluir en su culto y en su religión ciertas características de otras religiones y así al culto a la Santísima Trinidad en el progresismo católico se le sumará el cuarto elemento de la masonería, el culto al demonio, Satanás o Lucifer, una validación de la maldad y del pecado como una forma de vida querida y aceptada por un dios que será bueno y malo y, por allí, entrará el satanismo no de la Pachamama sino que tomará otros nombres,

    ResponderEliminar
  11. es la validación de la maldad en Freud, en Jung y en la Realpolitik de la Iglesia terrenal que es tibia por el gobierno que ejerce el Partido del Mundo en la Iglesia y que si no se corrige será vomitada de la boca de Dios, un creer que por la mentira y el mal por medio de obras, palabras y omisión se puede llegar a algún bien y el escorpión volverá a mostrar su naturaleza.

    ResponderEliminar
  12. y la unión en las mentiras de Satanás y en el elemento satánico dará lugar a un satanismo más manifiesto que será tragado por la tierra antes de llegar a la buena mujer o santa Iglesia, es decir, que será tragado por el terreno de lo religioso, las religiones naturales en una religión universal con presencia manifiesta del Mal. Todas las religiones naturales se volverán permisivas con el mal y fomentarán el mal salvo la religión y la Iglesia santa y verdadera. Esta última, forma parte actualmente de la Iglesia terrenal, en la cuál, está presente la contraIglesia o antiIglesia especialmente en el sector del progresismo católico.

    ResponderEliminar

Por favor ¡deje su comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...